Archivo de la etiqueta: Desarrollo de Talento

Revista Talento Enero 2018. Revista de coaching, mentoring, liderazgo, formación para empresas.

Arrancamos el 2018 con la Revista Talento

El 2018 y la Revista Talento vienen cargados de artículos y presentaciones

En la edición de Enero y Febrero de la Revista digital Talento encontrarás, entre otras informaciones y noticias sobre las presentaciones de nuestros servicios, los siguientes contenidos:

El propósito: lo que distingue a las empresas camaleón es el editorial de Jorge Salinas en el que reflexiona acerca de la misión de las empresas (los qués y los cómos) y la visión (los paraqués). Echa en falta en muchas de ellas el propósito (los por qués), que suele conectar con el instinto y las emociones. “El propósito es una de las seis claves para convertir un proyecto profesional en una empresa camaleón que se adapta con éxito a los permanentes desafíos de nuestro actual contexto”. ¿Cómo saber si la tuya es una empresa camaleón?

Mentoring para la igualdad de género es el artículo de Jaime Bacás en el que revisa la importancia de la desigualdad como derecho y su impacto en la economía, los principales factores que dificultan la inclusión de la mujer en el ámbito laboral y resalta la eficacia del mentoring como una de las poderosas herramientas en el establecimiento de programas de igualdad. ¿Por qué Mentoring para la igualdad es un tema en la agenda de cada vez más organizaciones en España?

En Referencialidad Iván Yglesias señala que ésta es la “meta-característica” del líder, es decir, el atributo indispensable que de faltar invalidaría el liderazgo de un individuo, aunque éste estuviera adornado por todas las demás características que le suponemos. Pero… ¿qué quiere decir con referencialidad?

La productividad de lo improductivo: de la cultura del work-out a la del work-in es el artículo de Miguel Labrador que termina con el siguiente párrafo: “Ahora que estamos en el inicio de un nuevo año y que probablemente hayas empezado a planificar tus nuevos “propósitos útiles”, te invito a que incluyas alguno “inútil”… Igual te sorprendes y terminas siendo más feliz”. ¿Qué sentido tiene una invitación como ésta?

La empresa camaleón: la era de la innovación es el artículo de Antonella Fayer y Jorge Salinas en el que presentan su último libro. Si el mundo cambia de forma continuamente acelerada, tu empresa y tú mismo necesitáis cambiar al mismo ritmo. Si lo haces un poco más lento te quedarás atrás, serás un follower, y si lo haces más rápido podrás liderar el cambio. Y tú… “¿qué piensas de la innovación? ¿qué estás haciendo para pensar diferente, para innovar en tu día a día? ¿en qué ha cambiado tu forma de trabajar en el último año?

Desde Atesora Group te deseamos un año 2018 pleno crecimiento personal… que es lo que necesitas para atraer el éxito y la felicidad.

Ver On-line Descargar PDF

Algunas reflexiones sobre líderes

Algunas reflexiones sobre líderes

El breve recuerdo que quiero compartir con vosotros tuvo lugar hace más de diez años, cuando me desempeñaba en asuntos más relacionados con la gestión de procesos y sistemas que con el desarrollo del individuo. Trabajaba por aquel entonces en una Escuela de Negocios, cuyo lógico objetivo era la capacitación de futuros empresarios y directivos, y que, como cualquier centro de formación, se apoyaba en ferias, foros y eventos similares para potenciar la matriculación de nuevos candidatos.

Aún recuerdo las frenéticas reuniones previas de discusión de objetivos comerciales, diseño del stand, organización de los turnos de de las personas que colaborarían en el encuentro, etc. Lo cierto es que el esfuerzo -económico y humano- que implicaba nuestra presencia en dichas ferias solía verse recompensado con un aluvión de interesados en nuestros programas de grado y posgrado, por lo que anualmente nos embarcábamos en varias de ellas.

Uno de los encuentros periódicos más llamativos para nosotros era Expomanagement de Madrid, al que acudimos como expositores en varias ocasiones. Se trataba de un foro altamente empresarial y maduro, con una organización, marco y proyección que nos resultaban muy apetecibles y adecuados a nuestros intereses. Y uno de los mayores atractivos que brindaba era la presencia de figuras muy destacadas del panorama internacional, populares por diferentes motivos, que daban conferencias magistrales como mínimo muy interesantes. Y como los expositores teníamos derecho a asistir a algunas de ellas, me apunté a tantas como me resultó posible.

Por citar algunos ejemplos, allí pude escuchar una ponencia de Garry Kasparov; muy conocido por su faceta de campeón mundial de ajedrez, pero no tanto como personaje de referencia en la gestión de catástrofes naturales y crisis humanitarias al que su país -entonces Rusia, ahora se ha nacionalizado Croata- acudía por su excepcional talento en la visión estratégica y la capacidad de anticipación, muy útiles en tan graves sucesos. También tuve la fortuna de escuchar primero -y conocer en persona después- a Fernando Parrado; quizás su nombre no sea tan popular de primeras, pero si tenemos en cuenta que fue uno de los supervivientes del accidente de avión que en en Los Andes en 1972 condenó a unos jóvenes uruguayos al aislamiento primero y al canibalismo después, seguro que ya resulta más conocido. Este hombre nos puso los pelos de punta a los centenares de asistentes contándonos las peripecias que sufrió junto con sus compañeros, y cómo se las arreglaron para salir de allí. Lo recuerdo como toda una lección de tesón, valentía y humildad.

Pero posiblemente la conferencia que me causó más impresión la protagonizó el General Colin Powell, exitoso Presidente del Estado Mayor Conjunto en la Guerra del Golfo y posterior Secretario de Estado (algo así como Ministro de Asuntos Exteriores) durante la administración del Presidente Bush. Dejando a un lado las filias y fobias que cualquier político genera, lo indudable es que este tipo ha sido un estratega de primer nivel, ha protagonizado experiencias y mantenido relaciones del más alto calado en ámbitos militares, políticos y diplomáticos, y su ponencia sobre “liderazgo pragmático” reunió a más de dos mil asistentes en el Palacio de Congresos de Madrid, incluyendo al que os habla.

Desde un principio nos caldeó con la tesis de que siempre puedes aprender algo de los jefes que te toquen en suerte. Aún recuerdo con una sonrisa cómo hablaba de los cuatro Presidentes de EEUU bajo los que sirvió como asesor y responsable de temas de seguridad nacional. Por ejemplo, decía de Reagan que “…era una persona que se apoyaba en su equipo. Se preocupaba de contratar a buenos asesores”; o de Clinton, que “…hablaba, hablaba y hablaba”. Siempre es divertido conocer una visión de primera mano sobre personajes tan relevantes.

Pero anécdotas aparte, el meollo de su conferencia trataba sobre el liderazgo contemplado desde las similitudes entre el ejército y las empresas. Según su perspectiva, muchos factores pueden ser comparables, teniendo en cuenta el agravante adicional de que en una guerra cualquier decisión mal tomada por parte de un líder puede llevar a pérdidas humanas, materiales o estratégicas de mucha relevancia. Y ello, a lo largo de su dilatada experiencia como militar, le había inspirado una serie de reglas sobre el liderazgo que habían demostrado empíricamente ser válidas, al menos a su juicio.

Aunque no es mi intención hacer una relación detallada de las dieciocho reglas, hay algunas de ellas que siguen llamando mi atención a fuerza de verlas reflejadas en el contexto de muchas de las empresas con las que suelo trabajar. Me limitaré a citar algunas frases que se auto explican fácilmente, con el ánimo de generar en el lector alguna reflexión al igual que lo hicieron en mi caso.

Por ejemplo, hablando sobre los expertos, Powell dice: “No se deje llevar por expertos y por élites. Los expertos con frecuencia poseen más datos que juicio”. Con ello nos traslada la idea de que los verdaderos líderes son aquéllos que se manchan las manos, aquéllos que sin ningún temor trabajan codo a codo con su equipo.

Sobre la “soledad del despacho” que experimentan muchos líderes a la hora de tomar decisiones, Powell reflexiona así: “Los buenos líderes deben preocuparse y ser responsables por el bienestar de su grupo. En ciertas ocasiones, ello no será del agrado de algunas personas, que se molestarán por lo que hace y por las decisiones que toma.
Si usted, como líder, busca ser querido y comprendido por todas las personas que están bajo su responsabilidad, muy seguramente tendrá dificultades en la toma de decisiones, ya que éstas afectarán de un modo u otro a los individuos. El buen líder confronta con quienes debe de hacerlo y da reconocimiento a quien se lo ha ganado. Si usted intenta caerle bien a todos y conseguir su aprecio, no podrá tomar decisiones difíciles sin pensar que tal o cual miembro del grupo se va a molestar. El proceder igual de bien con todos, sin tomar en cuenta lo que hacen y sus contribuciones, hace que las personas que realmente valen y aportan al bienestar del grupo se sientan incómodas
”. Creo que no necesita comentarios.

Otro pensamiento impagable tiene que ver con los despachos de puertas abiertas. Powell llama a esta regla “El día que los soldados dejen de traerle sus problemas, ese día usted dejó de ser su líder”. Y lo explica del siguiente modo: “La mayoría de líderes sufren de este mal debido a las barreras que ponen para que la información fluya de abajo hacia arriba. Además, lo que nos han enseñado y lo que percibimos en el entorno es que cuando alguien pide ayuda es tildado de débil, porque consideramos que es incapaz de resolver problemas y aportar soluciones y salidas. El verdadero líder crea climas en los que evaluar problemas es más importante que señalar culpables”. Ya podían entender esto algunos managers, ¿verdad?

Y, para terminar, mi favorita: “Disfrute de lo que hace. No mantenga un paso que le desgaste. Tómese sus vacaciones cuando le correspondan, disfrute de su familia”. Cuando hablamos de trabajo, la pasión y la persistencia están bien, pero ¿por qué no aplicarlas a los demás campos de nuestras vidas, a las relaciones con nuestra familia, a hacer cosas que nos gustan como practicar un deporte o ir al cine? Según nuestro amigo Powell, “… los líderes sólo lo son en tanto en cuanto sean capaces de equilibrar sus propias vidas”. Todo un golpe directo al workaholismo y a los que lo imponen en sus organizaciones.

Al margen del resto de aportaciones que haya podido hacer usted al mundo ejerciendo sus diferentes responsabilidades, personalmente le doy gracias por estas reglas y aquella conferencia de 2006, que generó en mí algunas movilizaciones importantes. Quién sabe si tuvo usted algo que ver en el descubrimiento de mi vocación y consecuente cambio profesional. Le estoy muy agradecido.

 
Iván Yglesias-Palomar, Director de Desarrollo de Negocio de Atesora Group.

COACHING. La herramienta más poderosa para el desarrollo profesional

Camaleones y cazadores de tendencias

Este verano volví a cruzarme con un camaleón en las áridas tierras de Almería y me quedé observándolo un rato mientras parsimoniosamente continuaba su camino. Sabios camaleones. Ellos no lo saben pero llevan milenios señalándonos el camino de la adaptación para sobrevivir.

¿Qué es lo que hacen los cazadores de tendencias?

Ni más ni menos que utilizar su capacidad analítica, su sentido común y su intuición para prever lo que buscan y necesitan las personas en un determinado mercado.

Algunas compañías siguen ancladas en los métodos de identificación, selección y contratación de nuevos talentos de hace veinte años. Siguen buscando los mismos valores, actitudes y aptitudes de hace dos décadas y se lamentan de que ya no encuentran jóvenes con valores. Claro que los jóvenes tienen valores, pero muchos de ellos serán diferentes a los que tenemos los que ya pasamos de cierta edad. Los nuevos talentos ya no viven para trabajar. Trabajan para vivir y buscan algo que les apasione, que les mueva por dentro, aunque sea temporal. La temporalidad se va a instalar en la cultura de las empresas y defender un trabajo para toda la vida es ir en contra de la evolución. Los equipos dejarán de serlo si no tienen una razón para existir, por mucho que duela, porque cada uno de sus integrantes estará mirando en otra dirección.

Así pues abandonemos la búsqueda del profesional para toda la vida y vayamos al encuentro del profesional que, por actitud y aptitud, va a satisfacer la necesidad adaptativa de una empresa y de un equipo líquido y volátil al que aporte hoy, pero quizá no mañana. Evolucionemos como lo hace el camaleón para sobrevivir.

Te propongo el siguiente ejercicio:
1. Piensa en el producto o servicio que vende/presta tu compañía.
2. ¿A quiénes van dirigidos esos productos o servicios?
3. ¿Qué necesidades están satisfaciendo?
4. ¿Cómo van a evolucionar esas necesidades en los próximos diez años? (piénsalo…, porque lo que es seguro es que van a cambiar…)
5. Y por tanto, ¿cuál será el perfil de tu cliente en diez años?
6. ¿Qué cambios necesitará hacer tu compañía para satisfacer a esos clientes?
7. Y por último, ¿qué perfiles profesionales necesita tu empresa para impulsar esos cambios?
8. ¿Son los perfiles que tienes ahora?

Si tu última respuesta es “sí” te doy la enhorabuena. Has identificado la tendencia.

Si es…, “no”, “no del todo” o “no lo sé” es hora de ponerse las pilas y empezar a definir e identificar a las personas que necesitas para hacer triunfar tu proyecto en los próximos años. ¿Necesitas un partner para esa tarea?

Como fundador de esta compañía te ofrezco nuestro acompañamiento para explorar juntos las necesidades adaptativas para el desarrollo de talento en tu organización. ¿Conversamos?

 
Jorge Salinas, presidente de Atesora Group.

Revista Talento. Especializada en coaching, mentoring, facilitación, liderazgo. Para recursos humanos.

Edición verano 2017 de la Revista Talento

Qué mejor que comenzar el verano con una buena lectura, la que te brinda la Revista Talento

En ella encontrarás, entre otras informaciones y noticias sobre las presentaciones de nuestros servicios, los siguientes contenidos:

Jaime Bacás, en el editorial “¿Qué es lo que se interpone en tu éxito profesional?”, facilita la reflexión sobre esta inquietud. Después de identificar las respuestas más frecuentes que nos decimos y escuchamos de otros propone que mires en la dirección más efectiva ¿Te imaginas cuál es? Una pista: Stephen Covey.

“Las seis cosas que aprendí mientras hacía la Titan Desert (Las seis claves del éxito para todo lo que me proponga)”, es el relato experiencial de Jorge Salinas del desafío que eligió vivir: una prueba ciclista exigente por su dureza y la de las condiciones en las que se desarrollaba, el desierto. Y cuando sometemos a nuestro cuerpo y nuestra mente al reto de ir más allá de los límites conocidos es frecuente que descubramos algunos “insights”. Jorge descubrió seis y los comparte contigo.

En “Mentoring para preservar tus Pilares Esenciales” Miguel Labrador aborda la necesidad de identificarlos, lo que involucra comenzar por la toma de conciencia. Se trata de una reflexión poco frecuente en bastantes organizaciones. El segundo paso es elegir las acciones y metodología más efectiva para preservarlos y reforzarlos aún más ¿Adivinas cuál es la metodología más efectiva?

“¿Te consideras una persona empática?” es la reflexión que Jaime Bacás te invita a realizar partiendo de la premisa de que no sabes cómo es la realidad, sino sólo cómo la interpretas. ¡Un gran reto! ¿No? La empatía es, probablemente, una de las habilidades relacionales más difícil de desarrollar. También incluye una pregunta regalo de despedida: ¿Existen algunas diferencias entre empatizar, simpatizar, estar de acuerdo, aceptar, comprender y entender al otro?

Desde Atesora Group te deseamos que disfrutes de unas vacaciones deliciosas, y mientras llega ese momento… que elijas hacer de hoy un día maravilloso.

Si lo piensas sólo depende de ti.


Descargar

Revista Talento mayo 2017. Coaching, mentoring, desarrollo organizacional, liderazgo, formación...

Nueva edición de la Revista Talento, mayo 2017

Ya tienes a tu disposición la última edición de la revista Talento May-Jun

En ella encontrarás, entre otras informaciones y noticias sobre las presentaciones de nuestros servicios, los siguientes contenidos:

Jaime Bacás
, en el editorial “Jim Rohn, gracias por tu legado”, rinde homenaje al filósofo del aprendizaje personal y de la motivación, señalando que “los resultados que te propones conseguir no pueden ser alcanzados por la persona que eres ahora, es decir, por la persona que posee las habilidades, actitudes y mentalidad de que dispones hoy… serán alcanzados por la persona que haya conquistado las habilidades, actitudes y mentalidad que demandan esos resultados… y una vez que las hayas incorporado el resultado u objetivo será simplemente atraído por la persona en la que te has convertido.

En “Más allá del laberinto: mentoring para la gestión del cambio”, Miguel Labrador aborda la necesidad de aprender a aprender desde la perspectiva de la promoción de culturas en las que no se penalice el error y, en su lugar, se fomente la experiencia (tanto buena como mala) como oportunidad de aprendizaje. Miguel señala cómo la implantación de una cultura de mentoring abre un espacio para reflexionar, revisar, cuestionar y actualizar nuestra comprensión y experiencia, revelándose como uno de los enfoques más efectivos para gestionar y relacionarnos con entornos cambiantes.

“Aprender a aprender ¿Competencia crítica o necesidad estratégica?” es la reflexión que Jaime Bacás te invita a realizar para que establezcas la relevancia que esa disposición significa para ti -y tu organización- en la galaxia VUCA en la que ya habitas. Comienza clarificando la distinción entre aprender y enseñar/educar, aún tan confusa para tantos. Introduce la curva de adopción de Everett Rogers para facilitar la toma de consciencia de la cuantía de la ventaja competitiva que quieres adoptar frente a tus competidores. Y te plantea diez preguntas que pueden ayudarte a diseñar tu mapa de ruta. El final del artículo puedes sentirlo apremiante.

“Creciendo con el coaching” es la aportación de Iván Yglesias que completa la de la edición anterior (Liderazgo y Madurez). Iván describe e ilustra cómo un manager puede transformarse en un Líder-coach 232 ®, ése que entiende que la razón principal por la que está en nómina es la de desarrollar a sus colaboradores cada día del año (un año tiene 232 días laborables) para que alcancen sus resultados de forma efectiva y, sobre todo, sosteniblemente. Las herramientas que utiliza el Líder-coach son sencillas y de fácil adquisición, como por ejemplo el modelo conversacional GROW.

Desde Atesora Group te deseamos una transición de la primavera al verano plena de felicidad y éxito y, más específicamente… que elijas hacer de hoy un día maravilloso. Si lo piensas sólo depende de ti.


Descargar